- KEEP the FAITH - https://ktfnews.com/es -

Los Tribunales Dictaminan que las Cuestiones de Género Prevalecen Sobre los Principios Religiosos

The Epoch Times, por Matthew Vadum: Una mujer diagnosticada con disforia de género puede demandar a un hospital católico por negarse a extirpar quirúrgicamente su útero como parte del proceso de reasignación de sexo, a pesar de la objeción religiosa del hospital a realizar la operación, dictaminó un tribunal de apelaciones en California.

El fallo enfrenta intereses legales opuestos entre sí, elevando las preocupaciones de derechos civiles relacionadas con la orientación sexual y la identidad de género por sobre el derecho de las instituciones religiosas a adherirse a sus creencias sinceras en la prestación de servicios.

El Tribunal de Apelaciones de California dictaminó el 17 de septiembre en el caso Minton v. Dignity Health que Dignity Health violó la Ley de Derechos Civiles Unruh de California al retener la atención médica solicitada por Evan Minton. La corte de apelaciones reactivó la demanda de Minton, devolviéndola para su consideración al Tribunal Superior de San Francisco, que previamente desestimó la acción.

Minton, que se identifica como hombre, había iniciado la terapia de reemplazo hormonal en 2012 y se había sometido a una mastectomía en 2014, y tenía la intención de completar la histerectomía antes de someterse a una faloplastia para completar la transición, informa la Agencia Católica de Noticias.

Minton, representado por la Unión Americana de Libertades Civiles, afirmó en la demanda que el Centro Médico Mercy San Juan del área de Sacramento, operado por Dignity Health, canceló una histerectomía programada cuando la paciente se identificó a una enfermera como transexual.

“La negativa de Dignity Health a permitir que un médico realice este procedimiento común simplemente porque el paciente es transgénero es discriminatoria”, dijo Elizabeth Gill, abogada principal de la ACLU del norte de California, cuando se presentó la demanda. “Este es un hospital abierto al público en general, así que es ilegal que rechacen a alguien por su identidad de género.”

Según el tribunal de apelaciones, la negativa del hospital a realizar la operación según lo programado originalmente causó a Minton “gran ansiedad y dolor.” Minton “experimentó una alarmante y dolorosa notificación de que la cirugía no seguiría adelante” y la cancelación en sí misma constituyó una “discriminación”.
Pero dentro de las 72 horas de la cancelación, Dignity Health hizo los arreglos para que Minton se sometiera a la cirugía en un hospital no católico cercano dentro de la red. Minton se hizo la cirugía y realizó la demanda de todos modos.

La corte de apelaciones encontró que el período de espera de tres días que siguió a la objeción religiosa del hospital católico a realizar la histerectomía violó el derecho de Minton bajo la ley estatal a recibir “atención médica completa e igualitaria.”

Dignity Health podría salvaguardar la libertad religiosa de sus hospitales católicos sólo si “puede proporcionar a todas las personas, atención médica completa e igualitaria en instalaciones comparables no sujetas a las mismas restricciones religiosas.”

Aunque Dignity Health “probablemente mitigó” los daños de Minton al realizar la cirugía en un hospital diferente, esto “no extinguió” su reclamo bajo la ley estatal, según dictaminó el tribunal.

Dignity Health, por otro lado, sostuvo durante todo el proceso legal que el Centro Médico Mercy San Juan estaba en su derecho de rechazar la extirpación del útero por motivos religiosos.

Una carta de 2016 dirigida a los Centros de Servicios de Medicare y Medicaid que fue firmada por el asesor general de la Conferencia de Obispos Católicos de los Estados Unidos declaró que, en opinión de los obispos, negar la cirugía para extirpar órganos sanos de una persona que busca la transición a otro sexo no sería discriminatorio.

“Un hospital no practica la ‘discriminación’ cuando, por ejemplo, realiza una mastectomía o histerectomía a una mujer con cáncer de mama o de útero, respectivamente, pero se niega a realizar tal procedimiento en una mujer con senos o útero perfectamente sanos que busca tener la apariencia de un hombre.”

Al cierre de esta edición, no estaba claro si Dignity Health tiene la intención de apelar el fallo; el sistema de atención de salud no devolvió inmediatamente los mensajes en busca de comentarios.

Pero en National Review, el abogado y comentarista David French instó a apelar a la Corte Suprema.

En este caso, en el que “un hospital católico defendía la doctrina religiosa católica básica”, escribió, se debe hacer un llamamiento para que se proteja la libertad religiosa.

“Nótese la carga que este fallo impone a las instituciones católicas: se verán obligadas a proporcionar atención a menos que faciliten activamente la prestación de atención en otros lugares, e incluso las demoras más breves son legalmente intolerables”, escribió French.

En un caso separado, una organización benéfica católica y dos padres de crianza están pidiendo a la Corte Suprema que se haga cargo de su caso después de que una corte federal de apelaciones dictaminó que Filadelfia podría negarse a trabajar con la organización benéfica porque tiene una objeción basada en la religión al matrimonio entre personas del mismo sexo.

El caso, citado como Sharonell Fulton v. City of Philadelphia, data de marzo de 2018, cuando las autoridades de Filadelfia dijeron que la crisis de opioides había creado una necesidad urgente de 300 nuevas familias de acogida en la ciudad. Días después, la ciudad impidió que los Servicios Sociales Católicos (SSC) y los Servicios Cristianos de Bethany se hicieran cargo de nuevos casos de cuidado de crianza, alegando que las agencias habían infringido la Ordenanza de Prácticas Justas de la ciudad, que prohíbe la “discriminación” basada en la orientación sexual o la identidad de género.

Ciertas agencias de adopción religiosas, como CSS, eligen poner a los niños sólo con parejas madre-padre, de acuerdo con sus creencias cristianas. Pero grupos de izquierda como la ACLU y Lambda Legal han presentado demandas en varios estados para evitar que agencias religiosas como la CSS ayuden a niños que necesitan ser colocados en hogares de crianza.

Conexión Profética:
“Asimismo como sucedió en los días de Lot…” Lucas 17:28.


Source References